Mundo En Camp David Domingo, 8 de Setiembre de 2019

Trump canceló negociaciones de paz con los talibanes en EEUU

Se reuniría en terreno norteamericano con representantes del gobierno afgano y del grupo insurgente. Sin embargo, estos últimos reivindicaron un atentado en Kabul en el que murió un soldado estadounidense y el presidente decidió cancelar el encuentro.

Domingo, 8 de Setiembre de 2019
Diario Inédito Las noticias de un país en un sitio. Buscanos en Facebook, Twitter e Instagram

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, canceló las negociaciones de paz que iban a realizarse en secreto en territorio norteamericano entre su gobierno, el afgano y los talibanes, poco después de que el grupo insurgente reivindicara un atentado en Kabul en el que murió un soldado estadounidense. 

"Sin que nadie lo supiera, los principales líderes talibanes y, de forma separada, el presidente de Afganistán, iban a encontrarse de manera secreta conmigo en Camp David", resumió en Twitter, en referencia a la residencia de verano presidencial, famosa mundialmente por haber sido la sede de otros acuerdos de paz.

"Desafortunadamente, y con el objetivo de conseguir una falsa capacidad de negociación, reconocieron la autoría de un ataque en Kabul, en el que murieron uno de los nuestros grandes soldados y otras 11 personas. Inmediatamente cancelé la reunión y suspendí las negociaciones de paz", continuó.

"¿Qué tipo de personas matarían a tantos para, supuestamente, fortalecer su posición negociadora? ¡Solo la empeoraron! Si no pueden aceptan un cese al fuego durante estas negociaciones de paz tan importantes y matan a 12 personas inocentes, entonces, probablemente, no tengan la capacidad de negociar un acuerdo significativo", concluyó el mandatario.

El atentado que Trump señaló como la causa de la ruptura de las negociaciones sucedió el jueves pasado en la capital de Afganistán en un barrio aledaño a la llamada Zona Verde, donde se encuentran la embajada de Estados Unidos y la sede de los servicios de inteligencias afganos, entre otros edificios políticamente relevantes. Diez afganos civiles, un soldado estadounidense y un militar rumano murieron en el acto.

Tras el anuncio de Trump, el gobierno afgano emitió un comunicado para dejar claro que apoya la decisión de Washington y confirmar que el diálogo, en todos los niveles, ha sido cancelado.

"El pueblo afgano y el gobierno quieren una paz duradera y están comprometidos a esforzarse por la paz, pero consideran que la violencia de los talibanes y los ataques contra los afganos son el principal obstáculo de las conversaciones de paz en curso", afirmó la oficina del presidente afgano, Ashraf Ghani.