Sociedad Judiciales Viernes, 9 de Febrero de 2018

Caso Pérez Volpin: el endoscopio no grababa

Es lo que declararon las autoridades del Sanatorio Trinidad, donde falleció la diputada. Sin embargo, la maquinaria fue secuestrada por la policía. Investigadores sospechan que se trata de una estrategia del centro de salud para que “quede como una negligencia”.

El Sanatorio de la Trinidad Palermo no grabó la endoscopía durante la cual falleció la periodista y legisladora porteña Débora Pérez Volpin, según comunicó el centro médico, tras un allanamiento en el que se secuestraron otros elementos para la causa.

No hay video porque el endoscopio no grababa”, citó la agencia Télam a una fuente policial. En tanto, un vocero de la investigación destacó que “la clínica niega que el procedimiento esté filmado”.

El procedimiento estuvo encabezado por el departamento de Cibercrimen de la Policía de la Ciudad, por orden del juzgado correccional 57 a cargo del juez Gabriel Guirlanda. En el operativo se incautó el endoscopio con el que se realizó el estudio completo con el procesador, CPU y dos sondas, pero sin el monitor.

Además, se retiró información digital e impresa del resonador magnético y tomografía, del equipo anestésico y de estudios realizados a la paciente como ser análisis de sangre y electrocardiogramas.

Uno de los colaboradores de la investigación afirmó que siempre se graban este tipo de procedimientos, pero “a la clínica no le conviene mostrar la videofilmación, por eso lo niegan; quedará como una negligencia no haberlo filmado, pero peor es entregar la prueba”.

El abogado de la familia de Perez Volpin, Diego Pirota –quien solicitó el allanamiento con la venia de la Fiscalía- sostuvo que “si ingresa una persona sana que no presenta ninguna lesión a realizarse un procedimiento y 18 minutos después fallece y encuentran que hay lesiones en el esófago y en el estómago, no tengo ninguna duda que esas lesiones se provocaron durante el procedimiento”.

    Seguí leyendo en Sociedad