Sociedad · Lunes, 25 de Abril de 2016

La situación en el Litoral es desesperante y las pérdidas económicas ya se cuentan por “miles de millones”

Los ríos no bajan en Chaco, Santa Fe, Corrientes y Entre Ríos y pronostican más lluvias. Ya hay al menos 40 mil afectados por el agua. Aseguran que entre los destrozos de infraestructura y del sector agropecuario, las pérdidas son millonarias en todas las provincias de la región.

Los ríos siguen creciendo por las lluvias, que se prolongarán toda la semana en el Litoral.

Las aguas no bajan y el pronóstico de nuevas tormentas para toda la semana complica la grave situación que se vive en el Litoral por las inundaciones. La cifra de afectados ascendió a 40 mil y las perdidas por infraestructura y economía regional, principalmente del sector agropecuario, es inestimable aún pero suponen al menos cerca de 1.000 millones de dólares.

Algunos afectados se refugian en centros para evacuados donde son asistidos por rescatistas y personal capacitado pero se dan por totalmente perdidas sus viviendas y pertenencias. La situación se agrava porque el Servicio Meteorológico Nacional (SMN) lanzó un nuevo alerta por tormentas intensas para este de Chaco, centro y norte de Entre Ríos, sur de Misiones, centro y norte de Santa Fe.

"Parte de la zona de cobertura está siendo afectada por aéreas de lluvias y tormentas. Se prevé que las mismas se generalicen al resto del área, pudiendo ser algunas localmente fuertes, con ocasional abundante caída de agua en cortos periodos de tiempo, ráfagas y ocasional caída de granizo. Estas condiciones comenzarán a mejorar a partir de mañana", se informó hoy.

El gobernador de Santa Fe, Miguel Lifschitz, dijo que las inundaciones sufridas en las últimas semanas como consecuencia de las fuertes lluvias caídas en la provincia generarán "miles de millones de pesos de pérdidas en el sector productivo", y advirtió que "esto tiene un impacto tremendo económico y social". "Tenemos 18 de los 19 de los departamentos que tiene la provincia afectados, con agua arriba de los campos, de manera muy impactante", agregó el mandatario.

Lifschitz remarcó que "esto está produciendo un impacto fuerte sobre todas las economías de toda la provincia, sobre el sector agropecuario", y alertó que "esta problemática se traslada directamente a los trabajadores que dependen" de la actividad rural. "Estimamos que son muchos miles de millones de pesos de pérdidas en el sector productivo", afirmó.

El fin de semana último se conoció un informe de Agricultores Federados Argentinos (AFA), una de las cooperativas agrícolas más grandes del país, que destacó que las pérdidas se perfilan como más graves de lo estimado. Sus técnicos evaluaron lotes que se volvieron a cosechar tras el temporal de la primera quincena de abril, y se encontraron con fuertes pérdidas.

Según AFA, se perderán 8,7 millones de toneladas de soja, lo que equivale a 15% de la cosecha prevista, valuadas en $ 31.500 millones, es decir, unos u$s 2.100 millones menos de divisas para liquidar; con lo cual la recolección de esta campaña será de 50,2 millones de toneladas.

    Te puede interesar


    ¿Qué opinás sobre esto?