Política Menos trabas Jueves, 11 de Enero de 2018

Los detalles del plan para reducir la burocracia estatal

Se trata de un decreto con 170 medidas para simplificar trámites y bajar costos de producción en ocho ministerios y otros organismos. La finalidad es obtener un mayor flujo de inversiones y disminuir el 1% del PBI en los próximos dos años.

Jueves, 11 de Enero de 2018

El presidente Mauricio Macri lo había mencionado en reiteradas ocasiones y finalmente firmó el decreto 27/18 con el cual pretende materializar su deseo. Se trata de 170 medidas con las que el Gobierno pretende reducir la burocracia en el Estado y permitir nuevas prácticas para reducir costos, ganar competitividad y mejorar el flujo de inversiones.

La iniciativa implementa modificaciones en las áreas de gestión de los ministerios de Modernización, Producción, Trabajo, Finanzas, Transporte, Cultura, Agroindustria y Energía. También comprende al Banco Central y a la Agencia de Administración de Bienes del Estados (AABE) y la ANSES.

Puntos centrales de la norma

- Los expedientes digitales pasarán a tener “la misma validez que un expediente en papel u otro formato para todo el país, en todos los niveles administrativos”.

- Es obligatorio el uso del expediente electrónico para los oficios judiciales en todo el Sector Público Nacional.

- Las empresas automotrices no deberán pedir permiso para instalarse en el país. Además, simplifica y hace más rápido el proceso para obtener marcas y patentes.

- Se podrán resolver sin ir a la Justicia, en un lapso de 60 días, controversias legales-administrativas relacionadas con la administración del Estado que antes podían durar entre tres y cinco años.

- Se elimina el Registro Industrial de la Nación, que se creó en 1972 con el objetivo de tener una radiografía del sector industrial, debido a que en la actualidad se superpone con otros sectores o dependencias, como la AFIP o el Indec, los que tienen datos más completos sobre el universo en cuestión. Contenía 1.700 empresas de las 110.000 que hay aproximadamente en el país.

- Habilita la exportación de hasta quince obras de arte como equipaje acompañado, sin mayor trámite que un Aviso de Exportación ante el Ministerio de Cultura, o una licencia especial en el caso de obras de autores muertos hace más de cincuenta años, sin necesidad de tener que pedir permiso previo a la Dirección General de Aduana.

- Unifica la prestación de servicio de tráfico aéreo en la empresa estatal EANA, dejando de lado la competencia del Ministerio de Defensa sobre esta área. E incorpora nueve aeropuertos a su sistema de control.

- Habilita el uso “en algunos corredores viales” de los llamados “bitrenes”, formaciones compuestas por un camión y dos remolques, que permiten transportar más carga y reducir costos logísticos.

- Exige la tramitación de un registro específico para circular con cuatriciclos, los que además deberán cumplir con una verificación técnica.

- Unifica en la órbita de la Agencia de Seguridad Vial las dos licencias nacionales de conducir que existían hasta el momento -una para automóviles y vehículos particulares y otra para conductores profesionales-, las cuales eran emitidas por organismos distintos. De este modo se podrán cruzar las bases de datos de infractores, inhabilitados y mejorar el control del proceso.

- Las habilitaciones de los puertos públicos no requerirán más la firma de un decreto presidencial para concretarse.

- Los campos, inmuebles y ganado que se encuentran en manos del Ejército pasarán a la tutela de la Agencia de Administración de Bienes del Estado (AABE). Asimismo,  deroga la ley de abastecimiento de 1952, que promovía la producción para que el Ejército pudiera autoabastecerse en caso de un conflicto bélico.

- El Fondo de Garantía de Sustentabilidad (FGS), que depende de la Anses, podrá crear de manera directa fideicomisos y operar con instrumentos “apropiados para invertir sus activos de acuerdo con las mejores prácticas financieras modernas”.

    Seguí leyendo en Política