Política Cinco detenidos Jueves, 13 de Julio de 2017

Desalojaron la planta de Pepsico tomada por los trabajadores

Más de 500 efectivos de Policía y Gendarmería rodearon la sede y avanzaron sobre los empleados con escudos y gases lacrimógenos. Tras casi dos horas de tensión, los operarios de la fábrica abandonaron el lugar.

Los efectivos avanzaron sobre el cordón de trabajadores

Jueves, 13 de Julio de 2017

Más de 500 efectivos de Policía y Gendarmería rodearon en la mañana de este jueves la fábrica de la compañía PepsiCo ubicada en Vicente López y avanzaron sobre el cordón de trabajadores con escudos y gases lacrimógenos.

Luego de desarmar las carpas instaladas en las inmediaciones, lograron ingresar a la planta, donde un grupo de empleados despedidos resistían junto a militantes de izquierda arrojando piedras y otros objetos contundentes desde el techo del edificio.

El metrodelegado y militante del PTS Claudio Dellecarbonara, quien se encontraba en el lugar apoyando la toma, reclamó “que las centrales sindicales dejen de ser cómplices de las empresas y se pongan del lado de los trabajadores”.

La planta tenía 537 empleados, de los cuales unos 450 ya aceptaron el acuerdo alcanzado por la firma alimenticia y el Sindicato de Trabajadores de la Industria de la Alimentación (STIA), que conduce el exsecretario general de la CGT Rodolfo Daer, a quien los que no participaron del convenio calificaron de “traidor”.

“Si el movimiento obrero no se da cuenta de que hay que organizarse para poner un freno a este plan económico, van a seguir habiendo muchas Pepsico”, advirtió en diálogo con FM 87.5.

Sobre el operativo, relató que los efectivos “rodearon casi diez cuadras a la redonda, ingresaron a la fábrica y le están pegando a los trabajadores que están en sus puestos laborales tratando de evitar que la empresa vacíe el lugar”, y agregó: “No son delincuentes, pelean por su fuerza de trabajo”.

Tras casi dos horas de tensión, y gracias a la intervención de los políticos del Frente de Izquierda Nicolás Del caño, Miriam Bregman y Luis Zamora, entre otros, los operarios de la fábrica desistieron de la toma.

Durante el desalojo se detuvo a cinco personas, y al menos 15 efectivos resultaron heridos, por lo que fueron trasladados a la Unidad De Respuesta Inmediata Doctor Ramón Carrillo y al Hospital Bernardo Houssay.

Seguí leyendo en Política