Municipios Manteros y Trapitos Miercoles, 7 de Diciembre de 2011

La Legislatura porteña prohibirá la actividad de los “manteros” de la calle Florida

La Legislatura porteña inició esta tarde la sesión en la que se prevé una modificación al Código Contravencional para prohibir la instalación de puestos fijos de venta callejera, pero no toda la venta ambulante “de mera subsistencia”, como impulsaba el macrismo en un principio.

También está previsto tratar un proyecto que prohibirá la actividad de los cuidacoches callejeros, conocidos como “trapitos”.

La sesión comenzó a las 18,20 mientras en la puerta de la Legislatura se desarrolla una protesta tanto de los “manteros" de la calle Florida, como de los "trapitos".

Luego de arduas negociaciones el oficialismo y la oposición consensuaron un proyecto por el cual no se prohibirá a los vendedores ambulantes, sino a la venta en puestos fijos, como es el caso de los "manteros" de la calle Florida.

El legislador del PRO Martín Borrelli explicó que se buscará "incorporar un texto para definir qué es la venta ambulante, porque actualmente no es ambulante sino que son puestos fijos instalados en el espacio público".

"Todos los que estén en puestos fijos no van a estar más", precisó el legislador macrista.

Las negociaciones estuvieron apuntadas a no derogar el artículo 83 del Código Contravencional, como impulsaba el jefe del bloque del PRO, Cristian Ritondo, sino que será modificado para dejar establecido que la venta ambulante estará prohibida sólo cuando no contare con permiso del Gobierno porteño.

El artículo 83 señala:

Artículo 83 - Usar indebidamente el espacio público. Quien realiza actividades lucrativas no autorizadas en el espacio público, es sancionado/a con multa de doscientos ($ 200) a seiscientos ($ 600) pesos.

Quien organiza actividades lucrativas no autorizadas en el espacio público, en volúmenes y modalidades similares a las del comercio establecido, es sancionado/a con multa de 5.000 a 30.000 pesos.

No constituye contravención la venta ambulatoria en la vía pública o en transportes públicos de baratijas o artículos similares, artesanías y, en general, la venta de mera subsistencia que no impliquen una competencia desleal efectiva para con el comercio establecido, ni la actividad de los artistas callejeros en la medida que no exijan contraprestación pecuniaria.

Para el caso de los artesanos, "se va a crear un registro por 120 días para que se inscriban", al tiempo que se tratará la incorporación de "nuevas ferias" para esa actividad, según explicó el legislador.

Seguí leyendo en Municipios