Municipios · Jueves, 10 de Octubre de 2013

Reclaman al macrismo que apruebe la transferencia de competencias penales

“La justicia está en condiciones de hacerse cargo sin dilación”, sostuvo el presidente del Consejo de la Magistratura local, Juan Manuel Olmos. Es el tercer convenio sancionado por el Congreso y espera ser ratificado por la Legislatura.

El titular del Consejo porteño lleva adelante el reclamo dirigido al macrismo

El presidente del Consejo de la Magistratura porteño, Juan Manuel Olmos instó al ministro de Justicia y Seguridad, Guillermo Montenegro y a los legisladores que responden al macrismo para que aprueben el tercer Convenio de transferencias penales, sancionado por el Congreso, que aún aguarda la ratificación de la Legislatura local.

“Desde aquella reforma del ’94 y la constituyente del ‘96 venimos trabajando en pos de tener los mismos derechos y las mismas atribuciones que tienen el resto de las jurisdicciones de nuestro país" detalló el titular del organismo encargado de administrar la justicia local.

"La excusa de que el traspaso se haga con los recursos, no puede ser el impedimento para avanzar, menos en una ciudad donde el proyecto de presupuesto enviado para el año próximo supera los 60 mil millones de pesos”, advirtió Olmos durante la presentación del seminario “Transferencia de competencias Judiciales. Nación-Ciudad de Buenos Aires”, celebrado en la Legislatura porteña.

El presidente del Consejo reclamó la aprobación del tercer convenio “en defensa de la autonomía y de las instituciones políticas de la Ciudad ” y recordó que “además de ser una manda institucional, es un compromiso de todos aquellos que tenemos una responsabilidad pública”.

El Convenio sancionado en 2011, fue propuesto por el senador Daniel Filmus (FPV), y dispone que los jueces locales puedan investigar y juzgar delitos de lesiones, abuso de armas, violación de domicilio, penalización de actos discriminatorios; atentado y resistencia contra la autoridad, abuso de autoridad, violación de los deberes de funcionario público, falsificación de documentos, profilaxis y estupefacientes, entre otros.

“La aprobación de este proyecto sería un paso adelante para la justicia porteña porque nuestros jueces y camaristas están en condiciones de hacerse cargo sin dilación, dejando de lado la cuestión de recursos”, sostuvo el titular del Consejo. Y agregó que, “el Tribunal Superior de Justicia será, en definitiva, la garantía de la alzada final de las causas que se tramitan en nuestra jurisdicción”.

“Tenemos que continuar trabajando y no claudicar. Es una discusión que desde el Consejo vamos a seguir dando para alcanzar la plena autonomía de la ciudad”, concluyó Olmos.-

    Te puede interesar


    ¿Qué opinás sobre esto?