Municipios CABA Sabado, 24 de Agosto de 2013

El sistema de comunicación de la Policía Metropolitana no abarca toda la Ciudad

Así surge de un informe difundido por la Auditoría General porteña, que advirtió que si no se amplía el espectro de cobertura “los problemas serían exponencialmente más grandes” y “en el caso de un gran accidente, la situación sería inmanejable”.

La Auditoría apuntó contra las falencias de la fuerza de seguridad

Sabado, 24 de Agosto de 2013

La Auditoría General de la Ciudad de Buenos Aires (AGCBA) señaló que el servicio de comunicación de la Policía Metropolitana, que ese cuerpo utiliza para llamar al SAME, Defensa Civil y Tránsito, no cubre toda el área porteña.

“Es necesario aumentar la cobertura radioeléctrica en los espacios de la Ciudad que aún no la tienen”, sostuvo la AGCBA, y advirtió que si eso no ocurre, “en el caso de un gran accidente, la situación sería inmanejable”.

El organismo precisó que hay cerca de 1500 cámaras de seguridad sin señalización o mal ubicadas, por lo que “no se cumple con la Ley 2.602 que exige la señalización de todas las cámaras con un cartel indicativo de manera clara y permanente”, ni con la 3998 que “obliga a publicar en la página web del Gobierno de la Ciudad los puntos donde se instalan las cámaras”.

Además, subrayó que el sistema opera en la banda de los 800 mhz, para lo que utiliza las 10 frecuencias otorgadas por la Comisión Nacional de Comunicaciones (CNC). En comparación, indicó que la Policía Federal usa 40 canales.

“Si se llegara a aumentar la cantidad de terminales o incorporaran más servicios de emergencia, los problemas serían exponencialmente más grandes”, alertó la AGCBA, y aseguró que los espacios físicos con cobertura radioeléctrica “deberían ser revisados, ampliados y adaptados en vista de las posibilidades del alcance de las comunicaciones frente a las nuevas necesidades”.

La entidad recordó que la ley que creó a esa fuerza de seguridad, sancionada el 20 de marzo de 2010 estableció como uno de sus objetivos “la ampliación de la red de cámaras de monitoreo en la Ciudad”, que sería “una de las herramientas principales para la prevención del delito”.

La AGCBA destacó que encontró algunas “debilidades” en el Centro de Monitoreo e Imágenes, como el hecho de que “no se prohíbe el uso de celulares particulares en las salas de monitoreo”,  lo que hace peligrar “la confidencialidad de las imágenes”.

Respecto del sector de criminalística, la Auditoría cuestionó que “no disponen del equipamiento y la tecnología específica para su trabajo”, y mencionó que carece del “software de reconocimiento facial y uno para huellas balísticas, entre otros”.

También resaltó que la Policía Metropolitana no tiene acuerdos para acceder a bases de datos de otras instituciones, como el Registro Nacional de las Personas y la Federal, lo que impide “obtener y operar” con detalles necesarios para su trabajo.

    Seguí leyendo en Municipios