Mundo Punto a punto Miercoles, 31 de Enero de 2018

Las claves del primer discurso del Estado de la Unión de Trump

Más medido que en otras oportunidades, el presidente norteamericano basó su alocución en una búsqueda por inspirar patriotismo. Brindó algunos datos ciertos, otros inexactos y varios falsos. Repasá algunas de sus frases.

En un tono calmo y con expresiones que buscaron inspirar patriotismo más allá de cualquier división partidaria e ideológica, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dedicó su primer discurso del Estado de la Unión a hacer un llamado a la unidad.

Los esfuerzos por calmar el clima de tensión y polarización que marcó todo el primer año de Trump ya habían comenzado durante el día cuando el presidente mantuvo un silencio de radio total en su plataforma más combativa: Twitter.

Una vez que tomó el micrófono en el seno de la cámara baja del Congreso, frente a todos los legisladores federales, la Corte Suprema, la cúpula de las Fuerzas Armadas y decenas de invitados especiales, el mensaje fue más moderado del que nos tiene acostumbrados.

Brindó algunos datos estadísticos ciertos, otros inexactos y varios directamente falsos (el más notorio es el de haber impulsado “los mayores recortes y reformas de impuestos de la historia de EEUU”).

El mandatario repitió esos conceptos una y otra vez hasta el final de su discurso y, aún cuando se permitió una chicana o tocó algún tema divisivo, nunca cayó en una de sus famosas diatribas descalificantes y agresivas.

Sus frases más importantes

- “No es suficiente unirnos en los momentos de crisis y desastres. Hago un llamado a todos para dejar de lado las diferencias y buscar un terreno común para pedir la unidad que necesitamos para responder a la gente”.

- “No hay un pueblo con tanta determinación como el estadounidense. Todos juntos, como un equipo, un pueblo, todos compartimos el mismo corazón, el mismo destino y la misma gran bandera”.

- “Los americanos aman su país y se merecen un gobierno que les muestre el mismo amor y lealtad en retorno”.

- “Nunca hubo un momento mejor para empezar a vivir el sueño americano”.

- “El desempleo de la población negra y de la hispana es la más baja de la historia y eso es algo que pone muy orgulloso”.

- “La era de la rendición económica se acabó”.

- “Durante décadas, la apertura de las fronteras permitió que las drogas y las bandas criminales penetraran en nuestras comunidades más vulnerables”.

- “La fe y la familia, no la burocracia o el gobierno, son el centro de la vida”

- “Debemos modernizar y reconstruir nuestro arsenal nuclear. Espero no tener que utilizarlo, pero haciéndolo más fuerte y poderoso podremos disuadir cualquier acto de agresión”.

- “Seguimos teniendo el poder necesario para detener terroristas en cualquier lugar donde los encontremos. Y en muchos casos para ellos, será a partir de ahora la bahía de Guantánamo”.

- “Que la ayuda exterior sirva siempre a los intereses de América y vaya solo a los amigos de América, no a los enemigos de América”.

- “Promulgamos los mayores recortes de impuestos y reformas en la historia de Estados Unidos”.

- “Hemos terminado la guerra contra la energía estadounidense”.

-  “No hay régimen que haya oprimido tan brutalmente a sus ciudadanos como Corea del Norte”.

- “Rechazamos el núcleo del desastroso Obamacare: el mandato individual ya no existe”.

    Seguí leyendo en Mundo