Economía Media sanción Miercoles, 20 de Diciembre de 2017

Media sanción

A qué impuestos afecta la reforma tributaria

Con apoyo del massismo y del peronismo federal, el Gobierno avanzó en el segundo proyecto del paquete de reformas que inició con la previsional. Contempla rebajas de Ganancias a empresarios, la eliminación del Fondo del Conurbano y los fondos para Anses.

La Cámara de Diputados aprobó y giró al Senado el proyecto de reforma tributaria, que –entre otros aspectos- contiene la rebaja de ganancias para empresas que reinviertan sus dividendos, grava la renta financiera, y disminuye los aportes patronales.

La iniciativa forma parte del paquete de reformas impulsadas por el Ejecutivo, que también integran el Pacto Fiscal acordado con los gobernadores, el consenso fiscal, el Presupuesto 2018 y la reforma previsional.

La norma prevé la eliminación del Fondo del Conurbano y de la asignación específica para el Anses, que sería solventada con los ingresos por el impuesto al cheque.

La sanción del proyecto en general recibió 146 votos positivos de los legisladores de Cambiemos, aquellos que responden a los gobernadores -con excepción del riojano Luis Beder Herrera-, y Evolución Radical; mientras que se abstuvieron el Frente Renovador, los kirchneristas Sandra Castro y Benedicto Vásquez, y votaron en contra el Frente para la Victoria, el Movimiento Evita, Compromiso Federal, y la izquierda.

El oficialismo propuso eliminar los artículos 23 y 24 que obligaban a pagar impuestos a ganancias a cooperativas y mutuales, pero no aceptó la derogación del 49, que establece que los retiros voluntarios pagarán ganancias, cuando se trate de montos superiores en la ley de contrato de trabajo.

Además, el borrador original recibió cambios en los porcentajes de las alícuotas a bebidas azucaradas y a la cerveza artesanal.

Desde el kirchnerismo cuestionaron la disminución de Ganancias a empresarios. “Se perdona impuestos a los que más ganan y se intenta trasladar esa carga a los que menos tienen”, disparó Axel Kicillof.

La reforma tributaria propone “medidas para incentivar la inversión empresaria” al establecer la rebaja en las alícuotas del 35% al 25% para aquellas que reinviertan sus ganancias, gravar la renta financiera y reducir las cargas patronales en un plazo de cuatro años.

En ese sentido, dispone que las empresas no pagarán aportes patronales hasta una remuneración bruta de $12.000 para 2022, en una escala que comienza el año próximo con $2.400 pesos, prosigue en 2019 con $4.800, en 2020 con $7.200 y en 2021 con $9.600 pesos.

Otro eje del proyecto es la exención del impuesto a las Ganancias para los inversores no residentes, salvo en el caso de Lebacs.

Además, rebaja a la mitad el IVA de los pollos, cerdos, y conejos, con el fin de permitir que bajen los precios de esos productos: y también incluye la devolución del Iva hasta 300 pesos para las empleadas de casas particulares.

En este marco, la iniciativa -en su artículo 115- hace referencia a la telefonía móvil y establece elevar de 4% a 5% la alícuota que grava “el importe facturado por la provisión de telefonía celular y satelital al usuario”.

Por otro lado, se acordó dispensar a la AFIP de seguir o no con la acción penal cuando así lo considere, ante una presentación espontánea del contribuyente y se incluyó una deducción especial para las mutuales de un millón de pesos por los gastos efectuados en servicios sociales para que no sea alcanzado por el impuesto a las ganancias.

¿Qué opinás sobre esto?