Espectáculos Cine Jueves, 22 de Marzo de 2012

Ciclo de retratos documentales sobre artistas argentinos en la Biblioteca Nacional

Bajo el nombre de “Vivir intensamente (creadores y visionarios de este sitio del mundo)” el martes comenzará en la Biblioteca Nacional, un ciclo de retratos documentales sobre destacados artistas como Tata Cedrón, Haroldo Conti, Claudio Caldini, Liniers y Alejandra Pizarnik.

Auditorio Jorge Luis Borges de la Biblioteca Nacional

La muestra dará inicio a la séptima temporada del ciclo Cine y Música de Autor, que organizan la Biblioteca Nacional y La Nave de los Sueños, todos los martes a las 19, con entrada libre y gratuita, en el auditorio Jorge Luis Borges de la Biblioteca, ubicada en Agüero 2502 de la ciudad de Buenos Aires.

Se trata de un panorama de algunos de los más recientes exponentes del nuevo documental de autor argentino, con obras que recorren los sueños, el proceso creativo y las pasiones de distintos artistas y emprendedores surgidos del cine, la música y la literatura como Cedrón, Conti, Caldini, Liniers y Pizarnik.

La muestra será inaugurada el martes próximo con “Tata Cedrón. El regreso de Juancito Caminador”, de Fernando Pérez, seguirá el martes 3 de abril con “El hombre que baila”, de Pablo Pintor y Sergio Aisenstein, y el martes 10 con “Liniers, el trazo simple de las cosas”, de Franca González Serra.

El martes 17 de abril será exhibido “El retrato postergado”, de Andrés Cuervo, el martes 24 será el turno de “Memoria iluminada: Alejandra Pizarnik”, de Virna Molina y Ernesto Ardito, y el martes 8 de mayo se verá “Memoria de un escrito perdido”, de Cristina Raschia.

Una semana después, el martes 15 de mayo, será el turno de “Alfredo Li Gotti, una pasión cinéfila”, de Roberto Ángel Gómez, mientras que el 22 de mayo será exhibido “Hachazos”, de Andrés Di Tella, y el 29 de mayo habrá una función sorpresa que cerrará el ciclo.

En la apertura de todas las funciones se proyectarán capítulos de “El Libro Perdido” (2011), que retrata las peripecias de un personaje que busca un libro y en esa búsqueda otros libros se cruzan en su camino.

En relación a la actualidad del documental argentino, Cristina Raschia, directora y guionista de “Memoria de un escrito perdido”, afirmó en una entrevista que “hay una historia del documentalismo argentino que es muy valiosa. El documental ha ocupado un espacio en los últimos años gracias a que enriqueció su lenguaje, buscó nuevas formas”.

Por su parte, Fernando Pérez señaló que “la Ley de Medios implica la democratización de las voces que hay, implica una conquista de muchas cosas que antes no estaban previstas. También implica un reacomodamiento de todo el panorama, y el valor que tiene la ley en el contexto que hoy realizamos y producimos es inédito”.

“¿Qué diferencia al documental del género de ficción? Pareciera que los límites actualmente no son fijos, ni definitivos. Hay distintos recursos que se emplean en los documentales en función de la narración, porque a fin de cuentas hay relato, se cuenta una historia, hay una construcción, un armado”, reflexionó Raschia.

Y añadió: “Hay que pensar el género desde el cruce, la fusión. El documental argentino hoy muestra literatura, habla de música y dibuja historias. Relatos escondidos, voces que salen a la luz y vidas para recordar. Es el arte audiovisual en su expresión creadora”.

    Seguí leyendo en Espectáculos